Despertador Online

de

del

Justicia o “vergüenza legítima”

Por El Despertador

Compartir

noviembre 27, 2013

 Por José Luis Faillace.

Los que seguimos de cerca las situaciones derivadas de las desapariciones de Johana Chacón y Soledad Olivera, en Lavalle, Mendoza, no podemos dejar de sorprendernos por algunas derivaciones de las causas judiciales que violentan el más mínimo sentido común.

DSCN3055

 

Los que seguimos de cerca las situaciones derivadas de las desapariciones de Johana Chacón y Soledad Olivera, en Lavalle, Mendoza, no podemos dejar de sorprendernos por algunas derivaciones de las causas judiciales que violentan el más mínimo sentido común.

La última y, una vez más, decepcionante noticia la tuvimos al promediar el mes de noviembre cuando, en plena campaña solidaria de ayuda a los hijos de Soledad Olivera al cumplirse dos años de su desaparición, nos enteramos que el Jury de Enjuiciamiento al primer fiscal de la causa, Dr. Darío Nora, había desestimado la posibilidad de que éste actuara irregularmente al sustanciarse la misma; resultado: acá no ha pasado nada. Siga fiscal con lo suyo, que lo viene haciendo muy bien.

Para los que no recuerdan los hechos acá va un resumen: Soledad Olivera desaparece de su hogar el 18 de noviembre de 2011; sus hermanos radican la denuncia en la Oficina Fiscal de Lavalle pocos días después; les dicen allí que ya les informarán sobre el resultado de la investigación, “que no se preocupen”; a partir de ese momento no se sabe nada más y nunca se produce ninguna información a la familia.

El 4 de setiembre de 2012 desaparece Johana Chacón, de 13 años, vecina de Soledad. Rápidamente la Escuela Virgen del Rosario, de donde era alumna, se moviliza en su búsqueda y, en esas primeras movidas, surge del olvido la situación de Soledad: ante una requisitoria de las maestras a la Oficina Fiscal solicitando una foto para incorporarla al reclamo en las marchas organizadas por la comunidad educativa, se les responde que la causa pasó a la Fiscalía de Delitos Complejos. Luego se comprueba que esto es verdad, pero que ese hecho habría ocurrido sólo cuando empezó el agite por la desaparición de Johana. Habían pasado más de nueve meses desde la desaparición de Soledad.

¿Qué pasó con la “causa” Soledad Olivera entre noviembre de 2011 y setiembre de 2012? NADA.

Frente a esto, y a medida que la Escuela y su comunidad avanzan en los reclamos, en algún momento se le pide al Procurador General de la Provincia, Dr. Rodolfo González, que investigue la actuación de la justicia en esos nueve meses vitales, y, de haber responsables por inacción, omisión, denegación de justicia o lo que fuese, se tomen las medidas pertinentes. El Procurador recoge el guante y, tiempo después, la comunidad se entera por la prensa que el Fiscal Dr. Darío Nora, responsable de la causa de averiguación de paradero de Soledad Olivera, será sometido a Jury de Enjuiciamiento, por presunto mal desempeño en la sustanciación de la misma. Elementos: el expediente no tiene movimiento, no hay intervención de llamadas de los posibles involucrados, no se dicta ninguna medida procesal destinada a arrojar algo de luz sobre la situación, en fin, lo que vulgarmente se conoce como cajoneo de expediente.

Los ilusos pensamos: al fin un tiro para el lado de la justicia. Pero la justicia en la Argentina no es justicia.

Diario Los Andes del 1/11/2013: “El Jury de Enjuiciamiento desestimó las denuncias que pesaban sobre los fiscales de instrucción Juan Carlos Alessandra (Godoy Cruz) y Darío Nora (Las Heras-Lavalle)” “…..Nora fue denunciado por presunto mal desempeño en la investigación de la desaparición de Soledad Olivera, un caso que estaría relacionado con la desaparición de la adolescente lavallina Johana Chacón. Lo llamativo del Jury a Nora es que los mismos denunciantes -la Corte- forman parte del Jury que ayer decidió, por unanimidad suspender la investigación sobre este magistrado.” (la negrita es nuestra)

“Los votos favorables fueron de los supremos Omar Palermo, Carlos Böhm, Jorge Nanclares y Herman Salvini; en tanto que los legisladores presentes –Silvina Miguel, Gladys Marsala, Claudio Leiva, Luis Francisco, Mónica Zalazar, Silvia Ramos, Néstor Parés, Néstor Guizzardi, Aldo Vinci, Andrés Da Rold, Fernando Simon, Juan Carlos Jaliff, Sergio Moralejo y Ernesto Corvalán -votaron en el mismo sentido.” (la negrita es nuestra) “En cuanto al expediente contra Nora, iniciado por la Corte pero con el pedido expreso de la comunidad educativa de Lavalle, los integrantes del Jury mantuvieron una extensa conversación que incluyó la discusión de dos nuevos expedientes sobre la investigación de la mujer desaparecida.”

“Si bien se detectaron algunas posibles fallas procesales, el Jury entendió que es imposible atribuirle responsabilidad al fiscal por la actuación de todos y cada uno de los empleados judiciales que trabajan en la Oficina Fiscal de Lavalle.” (la negrita es nuestra)

“Nora al iniciar la investigación sobre la desaparición de Soledad Olivera realizó algunas medidas procesales, pero luego la causa no avanzó aún cuando la Dirección de Búsqueda de Personas de la policía le sugirió al menos 10 medidas para continuar la pesquisa, entre ellas pedir el registro de llamadas e interceptar teléfonos.”

Hay que releerlo varias veces para poder creer lo que está escrito allí. Plantearemos interrogantes para terminar:

1. ¿Qué tiene que no hacer un funcionario judicial para que lo encuentren responsable de, al menos, generar las condiciones para que la desaparición de una persona quede impune?

2. Los nombres de los integrantes del Jury que votaron desestimando cualquier responsabilidad de Nora, nos remiten a la corporación judicial y a la corporación política; ¿protegen a alguien? ¿por qué se unen para esto? ¿negocian algo?¿tiene esto que ver con esa creencia generalizada de que para que haya trata de personas tiene que haber poderosos detrás de todo ello?

3. El Dr. Palermo se hizo conocido por su férrea actuación como fiscal en causas por delitos de lesa humanidad enfrentando a los, en su momento, pesos pesados Romano, Miret, Petras, etc. De allí a la Corte Suprema. Gran animador del movimiento Justicia Legítima que, justamente, intenta derribar las iniquidades cometidas en el ámbito judicial por el tráfico de influencias, apoyo a los poderosos en detrimento de los más vulnerables, etc. ¿Qué pasó Dr. Palermo?

4. ¿El fiscal Nora hubiera corrido la misma suerte si Soledad Olivera fuera hija del intendente de Lavalle, o de Pescarmona, o de Nanclares? No, claro, pero la pregunta es inconducente, porque el fiscal Nora hubiera actuado de otra manera si Soledad Olivera no fuera una mujer pobre y fuera la hija de algún poderoso con influencias. También se podrá argumentar que a las hijas de estos señores nunca les pasaría algo así. ¿Nunca les pasaría algo así?

5. En la década de los ’90 la agrupación H.I.J.O.S. definió como estrategia el escrache a reconocidos represores de la dictadura. La medida se tomó ante la imposibilidad de generar acciones judiciales contra ellos por la aplicación de las malditas leyes del “olvido y el perdón”. La historia les dio la razón. ¿Tendremos que recurrir a escraches de funcionarios judiciales y políticos que firman dictámenes como el que analizamos aquí, para llamar la atención de la población sobre la denegación de justicia relacionada con la desaparición de personas en épocas de democracia?

En definitiva, una frustración más. No solamente la justicia no avanza absolutamente en aclarar la desaparición de una mujer joven y una niña en nuestra provincia, a pesar de los insistentes reclamos de toda una comunidad, sino que, además, se sobresee a uno de los responsables de que una de las causas no haya avanzado como correspondía. Tal vez si eso hubiera ocurrido la segunda causa no existiría…

Ese es el compromiso y la participación de dos corporaciones que, en la historia de nuestro país, han construido un escenario de desigualdad social, política y económica que seguimos sufriendo. Siempre al lado de los poderosos y en contra de los pobres.

Y que no se entienda mal: no estamos en contra de la política. Al contrario: a la mala política la enfrentaremos con más y mejor política. Por ello saludamos la incorporación de tantos jóvenes al ruedo de la política y de la participación, para que ellos se encarguen de decir las cosas como son, denuncien a los corporativos y oxigenen estos ámbitos contaminados por tantos años de injusticia naturalizada.

Finalmente: el 4/11/2013 la página www.fiscales.gob.ar publicaba declaraciones del Dr. Marcelo Colombo, titular de la Procuraduría para el Combate de la Trata y Explotación de Personas: “La trata es un delito que afecta directamente los derechos humanos” …el delito de trata “tiene como elemento central en su conformación el concepto de explotación”. Agregó que su proliferación se debe en parte a la “connivencia dentro de alguna de las esferas del Estado” y destacó la incapacidad de los operadores judiciales de “ponerse en los zapatos de las víctimas”.

¿Hace falta agregar más?

José Luis Faillace


Comentarios

Mas Noticias