Despertador Online

de

del

Lo que hay que saber del Super Rugby que jugará la Argentina con 21 de los 31 Pumas del Mundial

Por El Despertador

Compartir

septiembre 30, 2015

BURTON UPON TRENT, Gran Bretaña. Los diez años que separan a Juan Leguizamónde Lucas Noguera son más que los que ha tardado el rugby argentino de jugar internacionalmente de vez en cuando a estar en las puertas de una competencia permanente de primerísimo nivel. Cuando el santiagueño jugó su primera Copa del Mundo en 2007 era imposible imaginar lo que para el tucumano será una realidad a poco de su debut en un Mundial, éste de 2015. Ambos serán parte de lo que el 26 de febrero del año próximo marcará un antes y un después: el debut con una franquicia argentina en el Super Rugby de la Sanzar.

super-rugby-2098008w620

El sorteo del nuevo formato del Super Rugby, que finalmente también tendrá por primera vez a Japón, fue realizado en medio de la Copa del Mundo que se está realizando en Inglaterra. “Es increíble todo lo que está pasando. Estamos viviendo algo tan importante como el Mundial con los Pumas y ya llega esta noticia que pone también la mente en todo lo que va a pasar el año que viene”, dice Leguizamón, integrante de los Pumas de Bronce que pusieron la semilla para lo que vino después. “Es impresionante; es el salto que necesitábamos para seguir creciendo”, agrega Noguera, un modelo del Plar que llegó tras el 2007.

Si bien la comunicación oficial será en noviembre, cuando concluya la Copa del Mundo, la franquicia de la UAR llevaría el nombre de Jaguares. Al menos en el boletín de marcas número 4038 del último 9 de septiembre se publicó que la UAR solicitó la marca mixta (nombre y logo) Jaguares. Ese ha sido el nombre que venía utilizando desde comienzos del nuevo milenio el segundo seleccionado argentino, hasta que en éste 2015 pasó a llamarse Argentina A.

La sede donde la franquicia argentina será local también se comunicará en noviembre. Encontrar un lugar para montar un estadio para 10 mil personas, y en Buenos Aires -exigencia de la Sanzar-, no fue sencillo para la UAR. Más aún: todavía es un dolor de cabeza. Se barajan varias alternativas, a solo dos meses de tener que definirla: CASI, Newman, Hipódromo de San Isidro, la sede de Belgrano Athletic en Pinazo y las canchas de fútbol del Parque Sarmiento, que parecía la opción más factible hasta que se produjeron problemas con la pista de atletismo que hay en ese lugar y quejas de los vecinos.

 

La noticia excluyente que arrojó el sorteo de ayer fue la inclusión finalmente de Japón. Después de haber anunciado a los asiáticos cuando se lanzó el nuevo formato, se produjo una marcha atrás y hasta hace unos días Japón estaba afuera. El impacto en este Mundial con el triunfo ante los Springboks puede haber significado un cambio de opinión, pero lo que ocurrió también fue una situación política. Sudáfrica quiso bajar a los Kings (su nueva franquicia) para dejar el torneo con 16 equipos, ya que con 17 era imposible jugarlo.

Pero como eso no pudo ser, se buscaron opciones para convencer a Japón, que a través de Eddie Jones -amo y señor en el rugby japonés- había declinado participar en el torneo, ya que no podía juntar jugadores.

La Argentina debutará el viernes 26 de febrero a las 14 hora argentina ante Cheetahs, en el Free State Stadium de Bloemfontein, una ciudad con buenos recuerdos, ya que allí ganaron los Pumas en 1965 y también Sudamérica XV, que con 15 argentinos venció a los Springboks. El 5 de marzo enfrentará los Sharks, en Durban, y el primer partido de local será el sábado 19 de marzo ante los Chiefs de Nueva Zelanda.

En la Argentina también jugarán los Highlanders de Nueva Zelanda y los sudafricanos Stormers, Kings, Sharks, Bulls y Lions. La franquicia de la UAR estará en una de las zonas de la Conferencia Sudafricana y en 2016 sólo enfrentará, además de a los sudafricanos y a Japón, a los equipos de Nueva Zelanda. En 2017 lo hará con los australianos. El fixture es duro, con un mes en Nueva Zelanda y Japón, más los viajes a Sudáfrica.

 

El sorteo de alguna manera ya plantó el escenario para lo que vendrá y no pasó desapercibido para los Pumas que están ya concentrados en esta ciudad esperando el test del domingo ante Tonga, en Leicester. Es que 21 de los 31 jugadores que vinieron a Inglaterra fueron contratados por la UAR para jugar desde el año que viene en la franquicia del Super Rugby y en el seleccionado nacional.

Agustín Pichot, motor del ingreso a la Fórmula 1 que representa la Sanzar, le dijo ayer a LA NACION: “El fixture es duro por donde se lo mire, pero cualquiera hubiera sido el orden era igual de duro. Es una experiencia única y me hubiese encantado poderla jugar”.

Leguizamón, con 32 años, es de los que se fue a Europa para jugar al rugby profesional. Noguera, con 22, lo hará sin salir de la Argentina. Ambos, con el Mundial en estos momentos a flor de piel, serán parte el año que viene de un antes y después que ayer, con el sorteo, dio el penúltimo paso. El 26 de febrero de 2016 comenzará otra historia, aunque ahora los que buscan la historia son los Pumas..


Comentarios

Mas Noticias