Despertador Online

de

del

Locales


18 noviembre, 2016

A 5 AÑOS DE LA DESAPARICIÓN DE SOLEDAD, NO HAY FECHA PARA EL NUEVO JUICIO

  •   Por El Despertador

           

Salió de su casa el 18 de noviembre de 2011 y nunca más se la vio. La Corte anuló el primer juicio y ordenó hacer otro. Mariano Luque es el acusado.

Hace cinco años, Soledad Olivera salió de su casa en la localidad de Tres de Mayo, Lavalle y fue la última vez que sus hijos, sus hermanas y sus vecinos la vieron con vida. Después de cinco años, de la realización de un primer juicio en el que fue absuelto el único imputado, Mariano Luque, aún no hay fecha para la realización del segundo proceso, que ordenó realizar la Suprema Corte de Justicia.

Pasaron cinco años desde aquel 18 de noviembre de 2011, cuando la mujer de 33 años avisó a sus hermanas que iba a la finca donde vivía Luque y nunca más supieron de ella. Alarmadas, las jóvenes hicieron la denuncia judicial, pero la búsqueda recién se motorizó un año después, cuando la adolescente Johana Chacón no volvió a su casa.

Luque es el único imputado, por privación ilegítima de la libertad. El hombre quedó en libertad por esta causa, pero está acusado y detenido por el homicidio de Chacón.

El obrero conocía a las dos mujeres y los tres vivían a pocos metros en el mismo distrito lavallino. Con Olivera mantenía una relación –lo que quedó probado en el juicio- y al momento de las desapariciones compartía la vivienda con los cinco hermanos Chacón -entre ellos Johana- y era pareja de su hermana Beatriz.

 

Pedido de la querella

Teniendo en cuenta que pasaron siete meses desde que el máximo tribunal ordenó realizar un segundo proceso, el abogado querellante por la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación, Fernando Peñaloza, presentó un escrito ante la Tercera Cámara del Crimen, para que adelante la fecha del proceso, que en un primer momento ese tribunal fijó para junio de 2017.

Fuentes de la Tercera Cámara del Crimen explicaron que en un primer momento fijaron la fecha del juicio para el 19 de mayo, lo que modificaron porque el fiscal de Cámara, Darío Tagua, tenía que otro proceso el mismo día. Luego determinaron una nueva fecha que fue el 13 de junio, y días después Peñaloza presentó el escritor para solicitar que se realice antes. Ahora, los magistrados Laura Guajardo, Eduardo Martearena y Pedro Funes tienen cinco hábiles para estudiar el recurso y cinco días más para tomar una decisión.

Además del pedido de Peñaloza, los magistrados seguirán de cerca el  avance de la causa Chacón, ya que Luque está acusado en ambos hechos. Lo usual es que se acumulen las causas en torno a la que prevé una  pena mayor, en cuyo caso el juicio pasará a otra cámara.

El nuevo proceso será la posibilidad de dar alguna respuesta a la familia y a la comunidad de Tres de Mayo, de Lavalle, donde vía la joven, y en especial a sus tres hijos que quedaron al cuidado de sus tías.

En este nuevo proceso, los magistrados evaluarán el caso desde cero, es decir que tanta los defensores de Luque como los querellantes, pueden presentar nuevas pruebas o testigos.

 

Un largo proceso

El mismo día que las docentes se enteraron que Chacón no regresó a su casa, supieron que nada se sabía de Olivera, madre de tres de sus alumnos. Desde ese momento, la comunidad educativa, con su directora Silvia Minoli a la cabeza (quien hoy se recupera de un ACV), motorizó la búsqueda de ambas y reclamó Justicia.

La investigación por ambos casos quedó en manos del fiscal de Homicidios, Santiago Garay, quien en agosto de 2013 imputó a Luque por privación ilegítima de la libertad. Quedó probado que el hombre mantenía una relación con la joven, que intercambiaron mensajes de textos antes de su desaparición y que iba a encontrarse con él la última vez que la vieron.

Luque pasó dos años en prisión preventiva y el 8 de septiembre de 2015, la Segunda Cámara del Crimen lo absolvió por el beneficio de la duda. Los magistrados Mateo Bermejo, Arlington Uliarte y José Valerio (hoy integrante de la Suprema Corte) coincidieron en que los indicios fueron insuficientes para determinar con certeza que Luque fue el autor.

El abogado querellante, Peñaloza, apeló el fallo.  El 6 de abril de 2016 el máximo tribunal anuló la sentencia por considerarla arbitraria y sin perspectiva de género, por lo que ordenó realizar un nuevo juicio.

Luque está imputado y en libertad por el caso Olivera, pero detenido e imputado por el homicidio de Chacón. El fiscal Garay tomó esa determinación, luego de que Beatriz Chacón –hermana de Johana y expareja de Luque- dijo ante la Justicia Federal primero y ratificó ante la provincial, que el hombre ahorcó a su hermana delante de ella, quemó su cuerpo y lo enterró en la finca donde vivían en ese momento los tres.

El testimonio de la hermana de Johana puede tener implicancias en el caso Olivera, ya que la joven testificó en el primer juicio, momento en que defendió a su expareja y aseguró que nada sabía de la desaparición de las dos mujeres.

A cinco años de la última vez que vieron con vida a Olivera, aún no se fijó la fecha para el segundo juicio. Aún sus hijos, sus hermanas y la comunidad esperan respuestas.

Publicidad


Publicidad

Comentarios

Get Website Traffic

Relacionadas


Publicidad

Mas Noticias