Despertador Digital

Jóvenes internos del ex COSE expusieron sus producciones

9 Marzo, 2017

Por: Franco D´Amelio

En el marco de la Fiesta Federal los chicos mostraron lo desarrollado en los talleres que participan. Una experiencia de aprendizaje en materia de inclusión social para todos los participantes.

 

El evento desarrollado por la secretaría de Cultura provincial finalizó el pasado jueves. Allí entrevistamos a los miembros del estánd que la Dirección de Responsabilidad Penal Juvenil (ex COSE) tuvo para conocer cuáles son las actividades y las vivencias de los jóvenes en contexto en conflicto con la ley que buscan rectificar sus vidas.

Oscar Cabrera, coordinador del Área Educativa Integral Laboral de dicha institución penal, comentó que la participación en la Fiesta Federal se logró gracias a los vínculos con la Dirección de Economía Social y Asociatividad así como también la Secretaría de Cultura de la Provincia.

Además, agregó: “la idea nuestra es que estos productos que hacemos en los talleres internos de la DRPJ es que se expongan, que la sociedad sepa qué es lo que se está haciendo…tenemos talleres de talabartería, herrería, artes visuales, cerámicas, porcelana en frío, vivero, huerta y también gastronomía que en esta ocasión no hemos podido mostrar…con este último taller los chicos han podido ver que puede haber una salida laboral que es lo que ellos necesitan…se han conseguido los permisos para que los chicos cuenten cómo desarrollan y venden sus productos”. 

En palabras de los protagonistas

Brian (17), es un joven asistente al taller de talabartería que fue a exponer sus producciones y contó: “todo lo que hago es con cuero talabartero, a mano, hacemos cinturones, llaveros, billeteras, materas y cosas así” Sobre la experiencia de estar en ese evento dijo: “me he sentido bien, he estado tranquilo. En un futuro me veo trabajando de esto, estar en este taller me ha ayudado mucho porque aprendo muchas cosas que nunca antes había conocido en la calle”.

Mario (17) es aprendiz en el taller de vivero donde cultiva “dólar, cintas, enredaderas, cactús” y define su experiencia de aprendizaje así como la de haber podido salir para mostrar lo que hace como: “linda” y “única”. Él comenta: “me he sentido tranquilo y aliviado, porque hago algo que me gusta, y me veo en un futuro trabajando, haciendo algo lindo con todo lo que pueda aprender, ahora me imagino un futuro diferente”.  A los lectores él les dice: “ayuden a sus hijos a no caer en la delincuencia porque es horrible, si los tienen que tener atados que los hagan, porque no es nada lindo la delincuencia” y a los jóvenes que como él están internados en instituciones penales: “que se recaten, que hagan una familia”.

 

Responsabilidad de todos

Cada persona puede determinar un destino para sí misma según las decisiones que tome, pero también es un hecho que los seres humanos no somos islas individuales sino seres sociales que nacemos insertos en una sociedad. Ambos se necesitan, sociedad e individuo, y por eso si bien cada persona tiene responsabilidades para con el resto, el conjunto social también tiene obligaciones para con los individuos.

Tal vez por ello Cabrera al referirse a la inserción social de los jóvenes en contexto de encierro comentó: “es parte nuestra, nosotros también nos tenemos que hacer cargo de esta situación, teniendo un buen trato y buena capacitación a los chicos se los puede sacar adelante. Hay muy buena predisposición del equipo y los jóvenes al ver estas posibilidades de convivencia se dan cuenta que hay otra cosa, que no es sólo delinquir, que pueden desarrollarse como personas…Se dan cuenta que tienen talentos escondidos que hay que ayudarles a descubrir, son personas y no han tenido posibilidades de nada”.

 El coordinador de los talleres de la DRPJ aludió a que además de los ya citados talleres internos, hay otros brindados por un Centro de Capacitación Laboral como electricidad doméstica y construcción; así como también los socioculturales proporcionados por el CENS 3-485 como danza, teatro, radio y reciclado.

Orlando Cataño, tallerista de talabartería, opinó: “la idea ha sido mostrar el trabajo que los chicos hacen a diario…en mi taller los chicos aprenden distintas habilidades y estas pueden usarlas como una posible salida laboral…Estás fascinados con haber podido venir, que la gente se acerca, que le gusta lo que ellos hacen, se sienten muy reconfortados”.

 

osep Turnos
museo
terrenos en lavalle
radio tierra campesina
Radio Centro
Banco Credicoop
Triunfo Seguros