Últimas Noticias
Despertador Online



 

 de  

 del 

Titulos


29 marzo, 2019

La pobreza saltó al 32% y en el último trimestre 35%

  •   Por El Despertador

           

El dato marca un salto de 6,3 puntos porcentuales respecto de igual período de 2017 y dejó atrás las marcas de 2016. La indigencia trepó al 6,7%.

 

La incidencia de la pobreza se elevó al 32% de la población en el segundo semestre, según informó este jueves el Indec. En tanto la indigencia trepó al 6,7%. Ambos datos son los más altos de la era Macri a pesar del crecimiento del gasto en contención social.

De esta forma, la pobreza aumentó 6,3 puntos porcentuales respecto del 25,7% que marcaba en la segunda mitad del año 2017 y 4,7% respecto de la medición del primer semestre (27,3%). En consecuencia,14.400.000 personas no llegaron con sus ingresos a cubrir la canasta básica total (CBT) y quedaron debajo de la línea de pobreza. Son 2.835.000 o 24,5% más personas que un año atrás.

En tanto, 3.015.00 personas quedaron debajo de la línea de indigencia al no poder adquirir la canasta básica alimentaria (CBA). Es decir, 855.000 o 39,6% más que un año atrás.

«Hoy es un día triste», confirmó la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, que anunció las cifras de la pobreza junto a su par de Producción, Dante Sica, que aseguró que el Gobierno nacional «confirma y mantiene el rumbo económico».

De esta manera las estadísticas oficiales superaron ampliamente la cantidad de nuevos pobres estimados por la UCA a fines del año pasado cuando advertía que 2.200.000 personas no llegaban a asomar la cabeza por encima de la línea de pobreza.

La UCA reveló que hay 2,2 millones más de pobres que hace un año

Medidas sobre los hogares, las líneas de pobreza e indigencia se ubicaron en 23,4% y 4,8% respectivamente.

La mayor incidencia de la pobreza se registró en la región Noreste (40,4%) con valores alarmantes particularmente en la ciudad de Corrientes (49,3%) y Gran Resistencia (41,4%). En tanto en el Noreste alcanzó al 34,5% de la población y en la región Pampeana, el 32,1% con fuertes subas en Córdoba, donde llegó al 36,5%, y Santa Fe, donde marcó 34,4%.

La Patagonia, por su parte, tuvo la marca más baja, con el 24,9%. Puntualmente Ushuaia fue el segundo aglomerado urbano con la menor incidencia de la pobreza de todos los relevados (17,9%). La marca más baja la tuvo la Ciudad de Buenos Aires (12,6%), lo que muestra un gran contraste con los partidos del Gran Buenos Aires (35,9%). En consecuencia en la región Gran Buenos Aires, la incidencia quedó en 31,3%.

 

Al analizar el impacto por grupos etarios, una vez más la infancia es la más perjudicada. Del total de los menores de 14 años, el 46,8% son pobres. Esta dato contrasta fuertemente con la situación de los mayores de 65 años, entre quienes el 9% está debajo de la línea de pobreza. A su vez, el 38,6% de las personas de entre 15 y 29 años no llegaron al umbral que impone la CBT , sutuación que alzanza al 27,6% de los que tienen entre 30 y 64 años de edad.

En febrero una familia necesitó $27.570 para no caer en la pobreza

La canasta básica total (CBT) que marca la línea de pobreza subió 4,3% en el mes de febrero respecto del mes anterior y acumuló un alza del 19,43% en relación a la canasta promedio del segundo semestre de 2018. Para una familia tipo de cuatro miembros se ubicó en los $27.570,43.

En Mendoza

En el segundo semestre de 2018, más de 42 mil mendocinos cayeron por debajo de la línea de pobreza. Esto implica que 30,7% de la población no alcanza a cubrir sus necesidades básicas, es decir casi un tercio de los habitantes del Gran Mendoza.

Según los datos del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec), en la segunda mitad de 2017 había 248.905 personas en el Gran Mendoza que estaban por debajo de la línea de pobreza.

Este número se elevó a 291.672 en el mismo período de 2018, por lo que 42.767 individuos se convirtieron en pobres en el transcurso de 12 meses.

Esto implica que los pobres, que representaban 26,4% de la población en el segundo semestre de 2017, constituyeron 30,7% en 2018.

Aumento de la indigencia

El número de indigentes se mantuvo relativamente estable, ya que en el segundo semestre de 2017 eran 39.283 personas las que se encontraban en esta situación en el Gran Mendoza y en 2018 pasaron a ser 39.653, lo que representa, en ambos casos, el 4,2% de la población.

Esto significa que en un año hubo 370 habitantes más del conglomerado que no pudieron adquirir la Canasta Básica Alimentaria, que representa el costo de los alimentos que requiere una familia tipo para cubrir las necesidades energéticas y proteicas.

 

Fuente: Indec – LPO

Comentarios

Relacionadas