Despertador Online

El diario del Oasis Norte de Mendoza

Titulos

16 agosto, 2022

Lavalle: Un joven quedó en estado delicado al prenderse fuego en un bar

  •   Por Franco D´Amelio
           

El hecho ocurrió en La Majada. Investigarán a la enfermera por el aparente abandono del joven quemado

Se trata de un lavallino que se encuentra en terapia intensiva actualmente. El hecho ocurrió durante la madrugada del 7 de agosto en circunstancias poco claras en el domicilio de la profesional.

Facundo Agustín Jofré (20) había estado el sábado a la noche tomando y compartiendo con unos amigos en un bar que funciona en la propiedad particular de la enfermera de la zona. Alrededor de las 2 AM, en una forma aún no esclarecida, cayó a un fuego que habrían hecho para calentarse.

Esto le causó graves heridas en el pecho y en un brazo, entonces: “él pidió que lo atendiera la enfermera, pero el marido de ella le dijo que estaba descansando, porque le ardía mucho (a Facundo) las quemaduras, y el marido de la enfermera lo trajo así quemado a mi casa y lo dejó ahí sin darle ninguna asistencia médica ni nada…yo no sé por qué no llamó a la ambulancia o se levantó, si sabía que los chicos habían estado en la casa de ella…lo dejaron a la deriva…no prestó auxilio, hizo abandono de persona y por eso hoy mi hijo está luchando por su vida”, relata Patricia Jofré, madre del herido.

Según esta entrevistada a las 9 de la mañana la profesional habría concurrido a su domicilio para ver al muchacho y fue allí cuando recién se le dio aviso a la ambulancia, la cual habría llegado una hora después.

Estas más de ocho horas entre la quemadura y las primeras atenciones médicas agravaron fuertemente el cuadro del joven, quien debió ser intervenido quirúrgicamente en el Hospital Lagomaggiore.

Sobre esto Patricia comenta: “le tuvieron que hacer un injerto y ahí perdió mucha sangre, se le bajó la presión… Está grave, lo que me explicó el doctor es que lo que ha estado mucho tiempo sin atención, sin ponerle un antibiótico para que no siguiera profundizándose la herida, eso lo agravó”.

El negocio

Algo que complicaría aún más a la profesional de la salud (cuyo nombre no publicamos hasta que exista formalmente la acusación), es que en el bar que funciona en su domicilio se reunirían muchas personas a realizar apuestas.

Esto constaría en el informe n°370 asentado en la Comisaría n°63 de Costa de Araujo, según relató la madre del herido.

El rol de las instituciones

La entrevistada comentó que intentó denunciar por abandono de persona a la enfermera de La Majada en la Oficina Fiscal n°7 de Lavalle.

Sin embargo, al acudir el martes 9 de agosto alrededor de las 15:00 hs. personal de la dependencia judicial le habría dicho que no podía radicar ella la denuncia, sino que debía hacerlo su hijo.

Patricia Jofré explicó que el muchacho estaba en terapia intensiva, pero el personal judicial habría continuado con su postura. “Me dijeron que no importaba el tiempo que tardara en recuperarse”, comenta.

Al consultar este medio en la oficina fiscal de calle Belgrano de Villa Tulumaya, el ayudante de fiscal de turno se manifestó sorprendido por el planteo. Explicó que él no estaba de servicio en el momento que aparentemente habría ido Jofré, pero que claramente ella sí puede denunciar lo acontecido con su hijo.

Se le solicitó a quien escribe el nombre y teléfono de la mujer a fin de contactarla, dado que el agente judicial pretende que se investigue no sólo el accionar de la enfermera, sino también las circunstancias concretas que hicieron que el joven de 20 años cayera a las llamas.

Dado que, si hubo un tercero que participó en la caída, debería ser investigado por lesiones graves.

Asimismo, desde la oficina fiscal se informó que se pedirá la desgrabación de las llamadas al 911 para verificar si hubo algún pedido de intervención.

Por último, este medio se intentó contactar a Jésica Mazzeo, encargada del Área de Salud de Lavalle, para conocer si había habido algún tipo de medida con respecto a la profesional y si sabían de la existencia de un bar aparentemente irregular en su domicilio particular. Pero lamentablemente no pudimos contactar a la funcionaria.

En tanto, si se comprobase el abandono de persona sobre la agente, podría recaer sobre ella una pena de prisión de entre tres y diez años según lo establece el artículo 106 del Código Penal.

Providencialmente en las horas previas al cierre de esta edición, la madre del joven damnificado comentó que los médicos observaban mejorías en él y que estaba consciente, aunque seguía en terapia intensiva del mencionado nosocomio de la Ciudad de Mendoza.


  • Comentarios

    Relacionadas