Despertador Online

de

del

Locales

Titulos


22 marzo, 2016

Qué es el ítem “aula” que el gobierno llevará a la paritaria docente

  •   Por El Despertador

           

La propuesta busca incentivar a los maestros a que, efectivamente, den clases. Otras provincias pretender replicar este modelo.

1x1

Mientras el gobierno de Alfredo Cornejo avanza en medidas directas sobre los empleados públicos, sus beneficios y contrataciones; elabora un plan para beneficiar solo a los docentes que estén en el aula. Otras provincias quieren imitarlo.

A la caída de contratos, se le sumaron la quita de la mayor dedicación y de la productividad en el caso de los agentes sanitarios. Ahora proponen un nuevo esquema para los docentes, que busca premiar al maestro que de clases. Como una manera de desalentar la deserción de los docentes frente al aula y achicar la cantidad de licencias que lleva a que muchos educadores cobren por el mismo cargo, el gobierno termina de idear el ítem “aula”, aunque el nombre aún no está definido.

Se trata de un adicional especial que cobrarán solo los maestros que estén frente a los alumnos. Así, se aplica la estrategia del premio, el incentivo, la motivación para dar clases, contra el castigo por no cumplir efectivamente con su función.

Esta medida fue adelantada hace un tiempo por SITIO ANDINO, cuando se informó la intención de Cornejo de achicar la cantidad de licencias y el cambio de funciones. De hecho, el director general de Escuelas, Jaime Correas, intentó eliminar las misiones especiales, aunque se terminó estableciendo nuevos mecanismos para las mismas.

Lo cierto es que por estas horas los equipos paritarios arman, rearman y diseñan, en una especie de proceso de ingeniería, la aplicación del ítem “aula”. Estudian el impacto económico que tendrá sobre las arcas provinciales y de qué manera se aplicará. La intención es presentarlo en las paritarias que se prevé que arranquen en breve.

“En Mendoza hay un docente por cada nueve chicos, pero hay cursos con más de 30 alumnos. Además, que se pagan hasta tres sueldos por el mismo cargo”, fue el diagnóstico que dio desde el momento de asunción Cornejo. Y en este sentido es que se avanza sobre este ítem.

“Se busca reconocer a los docentes que están en el aula. Se va a respetar todo”, dijo Correas para aclarar que esto no implica retirar licencias ni cambio de funciones, aunque sí se realizará una revisión de estas.

“Es un ítem especial, diferencial. Llegó el momento de plantearlo”, advirtió el titular de la DGE, quien además dijo que “no debería tener ningún rechazo” por parte del Sindicato de los docentes (SUTE).

Al parecer, la propuesta generó interés por parte de otras provincias que pretenderían replicar el modelo. Fue la propia gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, quien se comunicó con Cornejo para interiorizarse al respecto y le admitió su intención de incorporarlo.

La intención es llevarlo a la mesa de negociación paritaria este mismo año, que comienza este viernes.

El ítem aula es un ítem extorsivo y discriminatorio que quiere aprobar por decreto el gobernador Alfredo Cornejo en Mendoza y que este viernes se empezará a tratar en la Legislatura para su aceptación o rechazo. Es una política que ataca los derechos conquistados en la ley 5.811 que establece el régimen de licencias de los trabajadores de la educación ya que que implica que un 10% del salario sólo se cobrará si el trabajador de la educación no falta más de 3 veces justificadas por mes y hasta 10 veces en el año no acumulables.

Con respecto a las licencias por enfermedad laboral hay que tener en cuenta que la Aseguradora de Riesgos del Trabajo contratada por el Estado no reconoce casi ninguna enfermedad, ni siquiera la de cuerdas vocales. Es decir, que tampoco ninguna enfermedad “inculpable” como la faringitis, el cáncer, la gripe, la neumonía, etc; o el cuidado de familiar enfermo serán contabilizadas para percibir el mencionado ítem si se falta más de los días establecidos por el decreto.

Entonces, sólo los trabajadores de la educación que estén frente al aula con excepciones como el título supletorio o carpeta de antecedentes según sugiere la redacción del artículo 8 del decreto en donde la intención es ambigua serán “beneficiados” por dicho plus salarial. Es de este modo que un docente en cambio de funciones que trabaja en la escuela no lo cobrará, ni tampoco un/a celador/a, pero lo paradójico es que una misión especial dentro del sistema educativo otorgado por el propio gobierno por “amiguismo” si lo hará.

Los descuentos significan hasta $1300 en primaria y $2600 en secundaria por cargo. A esto hay que sumarle el descuento por “presentismo” que es otro ítem que ya se percibe en los bonos de salarios de los Trabajadores de la Educación.

Publicidad


Publicidad

Comentarios

Relacionadas

Mas Noticias


Publicidad

Mas Noticias