Despertador Online

de

del

Titulos


8 octubre, 2018

El gas y la teoría de Hood Robin

  •   Por El Despertador

           

El gobierno nacional elaboró una nueva teoría económica. Y es, la que la “pérdida” de las empresas de servicios producto de la devaluación deben ser pagadas por los usuarios. Esto significa una nueva teoría: la del subsidio de los pobres y clase media para pagarles a los ricos. Nada más ni nada menos. Pero lo peor, es que no hay pérdida de estas empresas, sino menores ganancias.

En ese sentido, como el gobierno dolarizó las tarifas de gas, y las empresas quieren cobrar al valor de un dólar de $39, el gobierno les dio la posibilidad a la gente de que esa diferencia la abone en 24 cuotas. Pero a eso hay que agregarle intereses por las 24 cuotas.

Por otra parte cabe agregar que estas cuotas vienen a sumarse al incremento del 28% pedido por Ecogás, a lo que el gobierno nacional aceptó con la última resolución del Enargás.

El gas en Lavalle por las nubes

La última semana fue desastrosa para los aumentos de servicios. En este caso podemos mencionar el aumento del gas envasado que pasó de $200 a $280, la garrafa social, esto es un aumento del 40%. Por otra parte, en los corralones, en la última semana el precio trepó 50%, llegando a un promedio de $420.

El Tercer estado

En realidad la teoría que mencionamos al comienzo es bastante antigua. Se remonta a los albores de la revolución francesa, cuando los nobles y el clero lleno de privilegios expoliaban a los sectores mayoritarios de la sociedad, tanto campesinos como burgueses ilustres, sobre los que recaían la mayoría de los impuestos que servían para los privilegios de la monarquía.

Fue necesaria toda una ola de cambios y revoluciones para acabar con los privilegios, o por lo menos parte de ellos, alumbrados ellos por los hijos de la ilustración.

En ese sentido, la batalla que se libra en la Argentina es muy sencilla, volver al pasado feudal, donde los privilegios de algunos socava constantemente el valor de la nación o avanzar al camino del desarrollo, impulsado por el mercado interno, el empleo y la inversión productiva. Uno está atravesado por el privilegio de los poderosos, el otro por los derechos de las mayorías.

Publicidad


Publicidad

Comentarios

Get Website Traffic

Relacionadas


Publicidad

Mas Noticias