Últimas Noticias
Despertador Online



 

 de  

 del 

Titulos


30 septiembre, 2019

Preocupa a las entidades la poca participación que da el gobierno provincial para resolver el problema del transporte

  •   Por El Despertador

           

En 2004 Pachu Peña y Pablo Granados iniciaron una tira televisiva humorística de la cual surgió el tema musical «Todo bien», frase que se repetía incansablemente por casi 4 minutos. Un discurso semejante pareciera ser el que define la comunicación de Transporte en estos días.

El pasado lunes 23 personal de la Secretaría de Servicios Públicos de la Provincia, que incluye las prestaciones de transporte público, estuvo haciendo relevamientos con el personal de los establecimientos educativos de Lavalle. En principio, sería para tomar sugerencias a fin de armar el tan mencionado pliego licitatorio, pero el manejo oficial despierta dudas entre algunos sectores lavallinos.

En diálogo con prensa de dicha institución dijeron que estaban actuando «dentro de los plazos estipulados» en cuanto a la licitación de media y larga distancia. Afirmaron que este relevamiento realizado por la dirección de Planificación del organismo es parte de la fase final antes de la audiencia pública. Esta terminará de sumar aportes para la confección del pliego final, el cual diagramará el transporte público de departamentos como Lavalle en la próxima década.

Sin embargo, docentes consultados por la Dirección de Planificación el pasado lunes comentaron sus inquietudes. Les llamó la atención escuchar que mientras se procesaba la información de cerca de 90 establecimientos educativos lavallinos «se va a ir avanzando» en el pliego licitatorio. La pregunta -dicen- es cómo se avanzará sin la información procesada, dado que el caudal de datos es tal que por lo menos les llevará un mes de procesamientos que debe llevar a la posterior planificación.

Por otro lado, especialistas locales en educación aseguran que no sólo deben reverse los recorridos y frecuencias actuales de colectivos, sino que deberían incrementarse en un 60% según sus consideraciones. El planteo es: ¿en base a qué presupuesto se está preparando el pliego licitatorio? ¿se tiene presente un incremento de esa magnitud?

Esto último es más que relevante dado que los cambios propuestos por las escuelas, comúnmente principales voceros de las problemáticas comunitarias, va más allá de meros cambios de horarios y variaciones menores. Se habla de sumar recorridos internos que faciliten la comunicación entre distritos no sólo para fines educativos sino económicos, de salud pública y de desarrollo social en general, y eso demanda dinero.

Desde Prensa de Transporte declararon desconocer cuál sería el presupuesto pero que «se conocerá más adelante».

Otro aspecto por considerar es en base qué información se está planificando, dado que en caso de tomarse las recomendaciones docentes deberían incorporarse nuevas rutas. Si no existe un debido entrecruzamiento de visiones con el Municipio, si se desconoce el territorio, lo planificado en escritorio puede ser rebatido por la realidad de, por ejemplo, el estado de los caminos.

Hasta el momento sólo se pueden plantear interrogantes y especulaciones dado que el fuerte hermetismo oficial brinda poca información certera, al menos hasta la audiencia pública que por el momento no tiene fecha definida.

Comentarios

Relacionadas